Presión Arterial Alta E Insuficiencia Renal: Consejos Para El Cuidado

Los medicamentos solo se pueden tomar con receta médica, ya que el hígado y los riñones no los procesan bien.

Hipertensión e insuficiencia renal: consejos para el cuidado

La hipertensión arterial es uno de los peores enemigos de los riñones. Esta enfermedad silenciosa, que no se siente pero que progresa gradualmente, puede  causar insuficiencia renal con el tiempo.

Por eso, en el post de hoy te vamos a recomendar las mejores estrategias para prevenir esto, mantener niveles saludables de presión arterial y así asegurarte una mejor calidad de vida. Solo sigue leyendo para aprender más al respecto.

¿Por qué la presión arterial alta daña los riñones?

Esto es fácil de explicar, pero el verdadero problema es  que la presión arterial alta generalmente solo se nota cuando aparecen los primeros síntomas  y, a veces, ya es demasiado tarde.

Luego aprenderá más sobre la conexión  entre la presión arterial alta y la insuficiencia renal :

  • Los niveles elevados de presión arterial obligan al corazón a trabajar más. Si esta sobrecarga continúa durante mucho tiempo, los vasos sanguíneos y las arterias se dañarán gradualmente de forma irreparable.
  • Cuando los vasos sanguíneos de los riñones se dañan,  la sangre ya no se filtra adecuadamente y,  como resultado, se acumulan toxinas y líquidos en el cuerpo.
  • El exceso de líquido  hace que los vasos sanguíneos sufran aún más, aumentando aún más la presión arterial. Esto crea un ciclo peligroso que puede tener graves consecuencias para la salud.

¿Cómo se presenta la insuficiencia renal?

palpación renal

Tan pronto como aparecen los primeros signos de insuficiencia renal, se deben realizar controles periódicos y medidas para tratar de regular la función renal, ya que esta condición no tiene cura.

Las personas que padecen insuficiencia renal crónica tienen un alto riesgo de necesitar diálisis  y, en consecuencia, un trasplante de riñón.

Este es un problema grave, por lo que vale la pena ser proactivo y controlar su presión arterial con regularidad.

Los hábitos alimentarios y el estilo de vida saludables también juegan un papel importante. Pero, ¿cómo saber si la función renal se está deteriorando? Los síntomas más comunes son:

  • gran cansancio durante todo el día,
  • pies y tobillos hinchados,
  • sensibilidad al frío,
  • orina de color muy amarillo,
  • estómago duro e hinchado.

Un análisis de orina puede proporcionar mejor información sobre esto. Las personas con insuficiencia renal tienen  un nivel elevado de creatinina. La creatinina es un producto de desecho producido cuando las células musculares se descomponen.

Cuando los riñones funcionan bien, la creatinina se excreta en la orina, pero cuando los riñones no funcionan correctamente, esta sustancia se acumula. Esta es una indicación muy clara, pero solo puede determinarse mediante un análisis de orina.

Consejos de cuidado para valores normales de presión arterial, para no dañar los riñones

bebiendo agua de pasas

Ahora que ya sabes lo importante que es regular la presión arterial para prevenir una posible insuficiencia renal,  te recomendamos que tengas en cuenta los siguientes consejos:

  • Evite subir de peso. Asegúrese de que su peso sea apropiado para su edad y estatura.
  • Coma frutas y verduras frescas,  especialmente verduras de hoja verde y frutas deshidratantes como piñas, peras, uvas, arándanos…
  • Evite los productos lácteos con mucha grasa. Puede reemplazar esto con leche de origen vegetal (leche de avena, arroz o nueces).
  • Evite  la sal, el  azúcar y la harina blanca.
  • Haz ejercicio al menos  media hora al día. Lo mejor es un deporte moderado que active el corazón y la circulación sanguínea. Por ejemplo, puede salir a caminar media hora, andar en bicicleta, nadar o tomar clases de ballet.
  • Puedes beber una copa de vino tinto al día, pero  nunca debes exceder esta cantidad.
  • Si fuma, debe abandonar este peligroso hábito hoy.
  • Puedes  tomar suplementos de vitamina D , que son muy buenos para la salud renal.
  • Tomar diariamente una cucharada de bicarbonato  disuelto en agua. Este agente tiene un fuerte efecto formador de bases y, por lo tanto, promueve la función renal.
  • Trate de tomar la menor cantidad posible de medicamentos, ya que el hígado y los riñones no los procesan bien.
  • El manejo adecuado del estrés también es importante. Intenta llevar una vida equilibrada y gestionar correctamente tus emociones. Como probablemente sepa, el estrés es un desencadenante de la presión arterial alta y, por lo tanto, debe controlarse.
  • No olvide hacerse  chequeos regulares de rutina  para controlar su presión arterial y la salud de sus riñones. También puedes comprar un tensiómetro y comprobar los valores tú mismo todos los días.

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba